27 Sep 2018

¿En qué situaciones debes hablar con el propietario de tu vivienda en alquiler? ¡Te lo contamos!

A veces, por no vender la vivienda, muchos propietarios deciden alquilarla para sacar rentabilidad a una propiedad de la que en verdad no quieren hacerse cargo. En Finkas ng, recomendaríamos al cliente que venda la propiedad y se olvide. Tú, como inquilino, tienes ciertos derechos y el propietario, ciertas obligaciones por las que debe responder. Es decir, al alquilar una casa, en cierto sentido sigues pendiente de ella. En este post te contamos 4 situaciones en las que debes hablar con el propietario de tu vivienda en alquiler, ¡y seriamente!

  • No te devuelve las llamadas

El propietario debe estar disponible para atender cualquier cosa que pueda surgir a los inquilinos, en relación con la vivienda. Por ejemplo, el inodoro atascado o una inundación en la cocina, serían emergencias; pero si quieres consultarle cualquier cosa con respecto al alquiler o a la vivienda, también debe estar disponible para responderte.

Si le llamas en varias ocasiones, durante varios días, le envías mensajes de Whats App y correos electrónicos… y no da señal de vida, pueden pasar dos cosas. Puede que le haya surgido algún problema por el que no te puede contestar. Pero lo normal es que esté eludiendo sus responsabilidades como arrendador. ¡Toca hablar seriamente!

  • Sube el precio del alquiler sin avisarte

¿Ha subido la renta del alquiler tu propietario sin avisarte? Los términos de subir la renta o actualizarla deben figurar en el contrato de alquiler. Solo puede actualizarse, por lo general, cada año de vigencia del contrato y en relación al incremento del IPC. Pero lo que debes tener claro es que la mensualidad no puede aumentar sin que se renueve el contrato. Si tu propietario te ha subido así porque sí el precio de alquiler... llama y aclara el problema. 

  • Aparece en el domicilio sin avisar

Cuando alquilas una vivienda, aunque no seas el propietario o propietaria real de la casa, tienes derecho a intimidad. Por ese motivo, debes tener claro que el dueño no puede entrar cuando quiera. Estás pagando por eso, y es uno de tus derechos. Recuerda que el propietario debe actuar como que la casa no es suya, al menos, durante el tiempo del contrato de alquiler.

Así que, si se presenta en tu casa cada dos por tres y sin avisar, ¡habla seriamente con él o ella! Y déjale claro que eso no lo puede hacer.

  • No se hace cargo de los desperfectos

El propietario o propietaria de tu vivienda tiene la obligación de hacerse cargo de las reparaciones que sean necesarias para que la casa esté en condiciones de vivir dentro de ella. Y tú, como inquilin@, únicamente tendrás que hacerte responsable de reparaciones pequeñas que se produzcan por el desgaste diario de los elementos de la casa. Toda esta regulación está recogida en el art. 21 de la Ley de Arrendamiento Urbanos. 

Una cosa es que sea difícil hacerse con el propietario de tu vivienda. Supone un problema, especialmente cuando surgen emergencias. Sin embargo, el problema es mayor cuando el propietario o propietaria no se hace cargo de sus obligaciones. En ese momento sí que es preciso que contactes con esta persona y hables seriamente de tus derechos como inquilino o inquilina. 

 

Estas son algunos de los motivos por los que deberías hablar seriamente con el propietario de tu vivienda en alquiler. Recuerda que no solo tienes obligaciones con un contrato de alquiler, también derechos. Si las condiciones del contrato de una vivienda ya no encajan contigo, también tendrás que hablar con el propietario.

Por ejemplo, si adoptas una mascota, deberás preguntar si hay problemas con ello. Y si los hubiera, pues puedes comunicar al propietario con 30 días de preaviso que dejas la casa.

 

Si ya estás cansando de alquilar, plantéate comprar tu propia propiedad. Sea cual sea tu decisión, en Finkas ng te esperamos para acompañarte en el proceso en Valencia y alrededores. Ponte en nuestras manos y cumpliremos tus objetivos.

Contáctanos aquí

Elige tu oficina
Siempre podrás cambiar la oficina, desde nuestra Web. En la parte superior izquierda.